Condena organización Comuna Oaxaca asesinato de Ignacio García, miembro de la APPO

Asesinan a dos personas con armas de fuego en la capital oaxaqueña
29 marzo, 2014
Consejero presidente del IEEPCO
Realizará IEEPCO elecciones extraordinarias sin contratiempo este año en Oaxaca
29 marzo, 2014

Condena organización Comuna Oaxaca asesinato de Ignacio García, miembro de la APPO

Oaxaca, Oax.- La organización social Comuna Oaxaca condenó este sábado el asesinato del activista Ignacio García Maldonado, a quien reivindicó como participante en esa organización social, y demandó a las autoridades el esclarecimiento del crimen y castigo al o los responsables materiales e intelectuales.

Mediante un comunicado, Comuna Oaxaca exigió que en las investigaciones se priorice la vertiente política como origen del crimen, dados los antecedentes de García Maldonado como activo participante en la Asamblea Popular de los Pueblos de Oaxaca (APPO), por lo que fue preso político a partir de 2006.

“No consideramos casual que este mismo día se hayan encontrado restos de cuerpos frente al domicilio de un defensor de derechos humanos que también destacó por sus acciones a favor del movimiento social iniciado ese año en Oaxaca”, advierte Comuna en el documento.

Tras externar su solidaridad total hacia la familia y amigos del activista asesinado, Comuna Oaxaca demandó también a los gobiernos federal y estatal medidas especiales para la protección de la vida de Flavio Sosa Villavicencio, César Mateos Benítez, Horacio Sosa Villavicencio, Efraín Solano Alinárez y Gilberto López Jiménez, integrantes de la dirigencia colectiva de esa organización.

A dichos dirigentes “en las últimas semanas se les ha amenazado de muerte, tanto por la vía del rumor como a través de la intimidación directa. Es el contexto en el que fue cometido el asesinato de nuestro compañero Ignacio García Maldonado”, expone.

Mateos Benítez, García Maldonado y los hermanos Sosa Villavicencio fueron activos dirigentes y participantes en el movimiento social de 2006, por lo que estuvieron presos, acusados de delitos que, como posteriormente se demostró, no cometieron.

“La vida de nuestros compañeros está hoy en las manos de las autoridades. Confiamos plenamente en que el gobernador Gabino Cué Monteagudo no permitirá ni la impunidad, ni la comisión de un nuevo atentado”, concluye el documento.

A continuación, el texto íntegro del comunicado:

Oaxaca de Juárez, 29 de marzo de 2014

COMUNICADO DE MEDIOS

En alcance a los acontecimientos de este día, Comuna Oaxaca expone a la opinión pública lo siguiente:

1.- Condenamos enérgicamente el asesinato de nuestro compañero Ignacio García Maldonado, participante en esta organización social desde sus inicios, y externamos nuestra solidaridad total hacia su familia y sus amigos.

2.- Demandamos de las autoridades el esclarecimiento total de este asesinato y el castigo a los responsables materiales e intelectuales.

3.- Exigimos que en las investigaciones se priorice la vertiente política como origen del crimen, dados los antecedentes de nuestro compañero como activo participante en la Asamblea Popular de los Pueblos de Oaxaca (APPO), por lo que fue preso político a partir de 2006. No consideramos casual que este mismo día se hayan encontrado restos de cuerpos frente al domicilio de un defensor de derechos humanos que también destacó por sus acciones a favor del movimiento social iniciado ese año en Oaxaca.

4.- Demandamos también a los gobiernos federal y estatal medidas especiales para la protección de la vida de Flavio Sosa Villavicencio, César Mateos Benítez, Horacio Sosa Villavicencio, Efraín Solano Alinárez y Gilberto López Jiménez, integrantes de la dirigencia colectiva de Comuna Oaxaca, a quienes en las últimas semanas se les ha amenazado de muerte, tanto por la vía del rumor como a través de la intimidación directa. Es el contexto en el que fue cometido el asesinato de nuestro compañero Ignacio García Maldonado.

La vida de nuestros compañeros está hoy en las manos de las autoridades. Confiamos plenamente en que el gobernador Gabino Cué Monteagudo no permitirá ni la impunidad, ni la comisión de un nuevo atentado.